362302078_181ff3385d_b-620x465

Una tarjeta SIM antirrobo buena opción para la bicicleta

Una de las economías de mayor crecimiento del planeta es Vietnam, donde el auge del uso de la bicicleta en los desplazamientos urbanos diarios ha llevado a muchos fabricantes a incorporar las nuevas tecnologías en este popular medio de transporte. Una de las más destacables es la incorporación de una tarjeta SIM antirrobo que va oculta en el cuadro y así localizarla de inmediato en caso de robo.

 

Hasta hace poco la motocicleta era uno de los transportes urbanos más popularizados entre los vietnamitas, pero los incipientes problemas derivados del tráfico, el ruido y el precio de los combustibles ha llevado a muchos usuarios a sustituirla por un medio de transporte mucho más sostenible: la bicicleta. Mismo caso que podría suceder en México para próximos años. Aunque la desventaja es la inexistencia de un base tecnológica del país y la expansión del comercio internacional, muchos fabricantes a nivel mundial han visto en la bicicleta un nicho de negocio importante donde la tecnología tiene mucho que aportar.

tarjeta SIM antirrobo para bicicletas

Los últimos avances tecnológicos aplicados a este medio de transporte que cada vez cuenta con más seguidores principalmente en Europa y Asia, lo convierten en un objeto de deseo por parte de los amantes de lo ajeno. Ámsterdam, una de las ciudades que cuentan con un censo de bicicletas superior a las 600.000 unidades, presenta también el ranking de la ciudad donde mayor número de robos de bicicletas se produce.

Para luchar contra el robo de bicicletas existen diversos sistemas que van desde las clásicas cadenas y dispositivos con cerraduras de llave cilíndrica hasta los antirrobos fijos o de cuadro. Pero la tecnología ofrece otros mecanismos antirrobo como la aplicación Tiles, con la que podemos localizar nuestra bicicleta a través del smartphone. Basta con colocar una etiqueta inteligente en la bicicleta y, en caso de sustracción, marcar el objeto como robado en nuestro smartphone para localizarlo con ayuda del sistema en red de geolocalización comunitaria.

En cambio, los empresarios vietnamitas han optado por un dispositivo antirrobo más sofisticado y oculto a la vista de los ladrones. Se trata de una tarjeta SIM oculta en el cuadro de la bicicleta y que es activada por el usuario a través de su smartphone. En caso de robo, la tarjeta SIM manda una notificación de robo al smartphone del usuario, con la que puede localizarla inmediatamente a través de la aplicación de geolocalización instalada en su móvil.

FUENTE: blogthinkbig.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>